En portadaRoberto Zaid, un industrial de corazón

En memoria del empresario guatemalteco que marcó la historia del sector textil y de vestuario, e impulsó el desarrollo de la industria.

El pasado 18 de enero de 2023 falleció, a sus 69 años de edad, Roberto Zaid Zaid, mejor conocido como Bobby Zaid, quien se distinguió por ser un gran empresario guatemalteco y pionero en la industria de vestuario y textil. Ocupaba los cargos de presidente de Grupo Textil Vestuario Imperial, director de la junta directiva de Cámara de Industria de Guatemala (CIG), presidente de la Gremial de Grandes Usuarios de Energía Eléctrica (GGUEE) e integrante de la Comisión Eléctrica de CIG.

Zaid, quien nació el 17 de noviembre de 1954, era ingeniero mecánico industrial, egresado de la Universidad Rafael Landívar (URL), con especializaciones en textiles que obtuvo en distintos centros educativos de Italia. Su padre fundó Grupo Imperial en 1960, por lo que desde temprana edad se introdujo en el mundo de los textiles.

En 1982, tras la muerte de su padre, heredó la empresa dedicada a la fabricación y venta de ropa en el mercado nacional, la cual es un claro ejemplo del progreso y desarrollo de la industria, puesto que Zaid buscó oportunidades para la venta de tela en el mercado centroamericano y, posteriormente, comenzó a exportar ropa a Estados Unidos: el mercado más grande del mundo.

Tomar las riendas de la empresa no fue fácil, pero con determinación, una visión clara de lo que quería lograr y su preparación profesional, la cual fue ininterrumpida desde que inició su licenciatura, logró construir un gran equipo de trabajo. Cabe resaltar que, en su incursión en Estados Unidos, alcanzó el éxito al buscar productos diferenciados y crear una base competitiva para avanzar en el negocio.

Un legado que perdurará

La fe, esperanza y amor fueron los tres pilares en los que basó su vida, los cuales compartió con todas las personas que lo rodearon en sus distintas etapas. Zaid siempre se distinguió por su proactividad, dedicación y habilidad humana, ya que desde el inicio de su carrera se preocupó no solo por el crecimiento de su negocio, sino también por el desarrollo de su talento humano y de las comunidades.

Además de haber sido una persona devota que contribuyó en múltiples causas de la Iglesia, como líder, instruyó a sus equipos de trabajo mediante el empoderamiento y la rendición de cuentas. En sus proyectos siempre buscó ser amigable y altamente responsable con el medio ambiente, operando con energías renovables, con el fin de manejar con responsabilidad los desechos sólidos y producción bajo la licencia Better Cotton Organization.

“Bobby siempre se caracterizó por su buena actitud, positivismo, bondad, sentido del deber, diligencia y deseos de ver una Guatemala desarrollada. Además de haber sido un gran hijo, hermano, esposo, padre y amigo, fue un gran empresario que aportó muchísimo al desarrollo y transformación empresarial del país, generando empleo para miles de guatemaltecos. Sin duda, fue un gran industrial de corazón y nos deja la responsabilidad de llenar los espacios en los que contribuyó”, expresó Luis Alfonso Bosch, presidente de la junta directiva de CIG, sobre su colega y amigo.

A través de Grupo Imperial Textiles, Zaid generó más de 800 empleos directos en sus plantas ubicadas en Villa Nueva, en donde se produce hilatura, y en San Andrés Itzapa, Chimaltenango, en donde realizan la tela, tintorería y acabados. Asimismo, generó alrededor de 4 mil plazas por subcontrataciones para confeccionar ropa. Cabe destacar que, dentro de sus proyectos a mediano plazo, se encontraba la construcción de una hilatura en Palín, Escuintla, que generará más de 300 empleos directos.

En el 2019, frente a autoridades del Estado, colegas empresarios y sus clientes, con quienes tuvo relaciones de mucha solidez, Zaid recibió un reconocimiento por su aporte y trayectoria en el sector de vestuario y textiles de Guatemala.

Durante su trayectoria, Zaid se desempeñó en varios puestos ad honorem, espacios en los que contribuyó activamente con la industria guatemalteca en temas como cultura de calidad, administración de tratados comerciales, energía eléctrica y, por supuesto, vestuario y textiles. Algunos de ellos fueron:

  • Presidente de la Junta Directiva de la Gremial de Teiido de Punto, adscrita a CIG.
  • Presidente de la Organización de Cultura de Calidad Total (OCCT).
  • Presidente de la Gremial de Grandes Usuarios de Energía Eléctrica (GGUEE), adscrita a CIG.
  • Director de la Comisión Nacional de Administración de Tratados Comerciales.
  • Director de la Comisión de la Industria de Vestuario y Textiles (VESTEX).
  • Director de la Junta Directiva de CIG.
  • Miembro Fundador del Consejo Centroamericano de Textiles y Confección.
  • Miembro del Comité Nacional de Cuotas Textiles.

Roberto deja un gran legado digno de imitar. Para que Guatemala logre desarrollarse es de suma importancia exportar y generar más y mejores empleos, para lo cual, como siempre él lo dijo, se necesitan mejores condiciones laborales, con una política laboral flexible, digna y con salarios competitivos para evitar la migración.

La Guatemala que sueño

“La Guatemala de mis sueños es aquella en donde las familias vivan más unidas, donde existan muchos más trabajos formales con prestaciones laborales, donde las escuelas mejoren y donde paguemos impuestos que sean bien invertidos en educación, salud, carreteras y tecnología para mejorar el desempeño de todas las áreas.

Quiero una Guatemala en la que los enfermos puedan acceder fácilmente al sistema hospitalario y en la que la dignidad de todo ser humano sea respetada, porque fuimos hechos a imagen a semejanza de la bondad de Dios.

Imagino a mi Guate, un país en el que el ser humano sea concebido por medios naturales, en el vientre de quien lo pueda crear, que sea respetado y valorado hasta que llegue a la ancianidad. También una Guate donde cualquier persona de cualquier condición social, pensamiento político o credo religioso, sea acreedora de cariño y respeto.

Deseo una Guatemala sin pobreza extrema, sin lucha de clases y sin políticos que mienten. Que cada niño pueda estudiar, que cada jefe de hogar tenga un trabajo estable que le permita alimentar a su familia y que cada núcleo familiar tenga un techo para comer, jugar y amarse.

También una Guatemala preparada ante los fenómenos naturales, como lluvias, temblores y más, para que no haya mayor sufrimiento. Veo una Guatemala con bonitas carreteras, con tránsito vehicular que se respete, con transporte público digno y buenos puertos.

Anhelo una Guatemala donde los niños jueguen y estudien y tengan el amor de su familia y maestros; donde los jóvenes sean estudiosos, creativos y ambiciosos por hacer un mejor país; y donde los tres poderes del Estado y todas las instituciones de la sociedad civil, empresas, universidades y gobiernos amigos nos ayuden a construir de buena forma esta nación”.

Ing. Roberto Zaid Zaid

La visión de Bobby para Guatemala. Texto compartido por su hijo mayor, José Roberto Zaid.

Por: María Fernanda Roca | Coordinadora de Contenido Editorial de Cámara de Industria de Guatemala (CIG)

El contenido de Industria&Negocios no necesariamente representa la opinión de Cámara de Industria de Guatemala; cada artículo es responsabilidad de sus autores.

Cámara de Industria de Guatemala
Ruta 6, 9-21 Zona 4, Nivel 12
PBX: (502) 2380-9000
Correo electrónico: info@industriaguate.com

facebook linkedin