I&N Especiales¿Cómo mejorar la situación de las mujeres trabajadoras?

Las empresas privadas e instituciones públicas están llamadas a actuar proactivamente a favor de la equidad entre hombres y mujeres.

Colaboración especial:
Andrea Morán
Coordinadora Corporativa  
Desarrollo Humano de Bantrab

Las leyes guatemaltecas garantizan los mismos derechos laborales para hombres y mujeres. Pero las estadísticas demuestran que en la práctica no es así. De acuerdo con el XII Censo Nacional de Población y VII de Vivienda 2018, realizado por el Instituto Nacional de Estadística (INE), ellas constituyen el 52% del total de habitantes, pero tan solo el 33%, son económicamente activas.

La Asociación de Investigación y Estudios Sociales (Asies) ha hecho dos publicaciones recientes sobre la discriminación que sufren las mujeres en el mercado laboral. Ambas fueron auspiciadas por el Grupo Financiero Bantrab y son parte del proyecto Promoviendo el trabajo decente para todos, ejecutado por Asies con financiamiento de la Unión Europea.

La primera, Mujeres trabajadoras cuentan su historia, fue publicada en septiembre 2020 y recoge las experiencias de 40 mujeres de distintas ocupaciones, etnia, edad, nivel educativo y lugar de residencia. La mayoría ha afrontado prejuicios y discriminación, así como la ausencia del Estado como promotor del bien común.

La segunda publicación, ¿Cómo mejorar la situación de las mujeres trabajadoras?, fue publicada en febrero y presenta una serie de recomendaciones dirigidas al Estado y a los distintos sectores de la sociedad guatemalteca, a partir de los obstáculos que las mujeres deben superar para desarrollarse laboralmente y cumplir sus metas. 

Magalí Quintana y María Eugenia Saravia, investigadoras de Asies, recomiendan a las autoridades divulgar los derechos de las mujeres, de forma comprensible y directa en distintos idiomas, sobre todo en el área rural; fortalecer la capacidad de inspección de las condiciones laborales por parte del Ministerio de Trabajo y Previsión Social; e incrementar el número y la capacidad de las guarderías y sus servicios para los hijos de los empleados públicos. Asimismo, consideran necesario restituir la Comisión Nacional para la Prevención y Erradicación del Trabajo Infantil, disuelta en enero de 2019, y ratificar el Convenio 190 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) sobre la eliminación del acoso y la violencia en el trabajo.

Las recomendaciones de Asies para las empresas se orientan a promover la vida familiar y la formación para el trabajo. Incluye, entre otras, ofrecer el servicio gratuito de guardería a los padres y madres para dar cumplimiento al Código de Trabajo.  

Asimismo, ofrecer la misma remuneración y beneficios por trabajo de igual valor a hombres y mujeres.

Contratar proactivamente a mujeres en puestos directivos y de responsabilidad, así en consejos de administración.

E instaurar políticas de tolerancia cero hacia cualquier forma de violencia verbal o física, así como prevenir y castigar el acoso sexual.

En suma, si bien Guatemala cuenta con una amplia y adecuada legislación que protege y ampara a las mujeres, su nivel de cumplimiento es muy bajo y los derechos que garantizan son poco conocidos por la población y los abusos son denunciados esporádicamente, en su mayoría en las áreas rurales. 

Las empresas privadas e instituciones públicas están llamadas a actuar proactivamente a favor de la equidad entre hombres y mujeres, con medidas orientadas a asegurar su bienestar personal y familiar, así como su felicidad en el ámbito laboral. 

Las recomendaciones del estudio pueden consultarse en: www.asies.org.gt o

www.bantrab.com.gt/mujerestrabajadoras/

El contenido de Industria&Negocios no necesariamente representa la opinión de Cámara de Industria de Guatemala; cada artículo es responsabilidad de sus autores.

Cámara de Industria de Guatemala
Ruta 6, 9-21 Zona 4, Nivel 12
PBX: (502) 2380-9000
Correo electrónico: info@industriaguate.com

facebook linkedin