CoyunturaProtocolo de higiene y prevención para la activación de las empresas y la Industria

Debemos regresar a la actividad laboral tomando en cuenta la salud de todos los integrantes del equipo.

La pandemia que afecta a nivel mundial y el riesgo de un brote masivo, ha comprometido la capacidad de todos los países para activar la economía, esto afecta directamente a todos los sectores productivos. La estrategia implementada por varios países ha consistido en disminuir la velocidad de transmisión, a través del cierre de fronteras, distanciamiento físico, teletrabajo, entre otros, reconociendo que esto puede ayudar a evitar el colapso del sistema de salud. Sin embargo, son medidas temporales y no se pueden mantener indefinidamente, pues sus impactos en todos los sentidos serían muy graves.

Por esto, es oportuno contar con una preparación para la apertura hacia la nueva normalidad. Se debe controlar el nexo epidemiológico de las personas contagiadas y asintomáticas, la capacidad de hacer pruebas y asignar protocolos específicos para el sector productivo, de acuerdo a sus características de la actividad.

Cámara de Industria de Guatemala, con la participación de diferentes profesionales de distintas áreas y tomando como referencia bibliográfica de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Organización Internacional del Trabajo (OIT), Administración de Seguridad y Salud Ocupacional de los Estados Unidos (OSHA) y el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social de Guatemala (MSPAS), preparó el protocolo de higiene y prevención de las operaciones de las empresas. Con el objetivo de asegurar la higiene y salud de los colaboradores en prevención del nuevo coronavirus, en aspectos como: educación, comunicación, sensibilización en cuanto a medidas de protección y prevención, equipo de protección personal, distanciamiento físico, entre otros.

El protocolo debe ser implementado, previo a un trabajo de capacitación y es necesario mantener un programa de formación que aborde las medidas sanitarias a seguir.

La empresa debe brindar todo el apoyo necesario al colaborador, así como monitorear la salud emocional.

Recomendaciones generales para detener la cadena de transmisibilidad epidemiológica:

1. Traslado de vivienda al trabajo y viceversa:

Se contemplan las recomendaciones generales y específicas para contar con una trazabilidad de contactos, rotulación de recomendaciones en buses proporcionados por la compañía, medidas para quienes lo hacen en moto para actividades de mensajería, repartidores, entre otros.

2. Entrada y salida de la organización o centro de trabajo:

Se divide en cuatro gestiones:

Personal administrativo, de planta, visitas y proveedores e ingreso a bodegas o almacenes del personal de entrega.

Se recomienda la instalación de un sistema de medición de temperatura, y registro de la trazabilidad de los colaboradores, asegurando el distanciamiento físico. De igual forma contar con detalle preciso de las áreas que cuenta la empresa, para que permita tener un control de las personas que ingresan en cada acceso, y por supuesto horarios escalonados.

3. Oficinas administrativas:

En este apartado se recomienda el teletrabajo como una medida prioritaria en cuanto sea posible. De no ser factible se pueden tomar acciones para mantener señalización de las áreas, ventilación de espacios, circuito completo de limpieza cada tres horas, desactivación de accesos a través de huella.

4. Instalaciones sanitarias y de servicio:

Aquí se abordan las áreas como sanitarios, vestuarios, cafetería. Es necesario determinar la cantidad de personas que pueden estar en estos lugares, manteniendo una sana distancia de al menos dos metros. El horario de comida debe organizarse por turnos, sentarse de forma cruzada dejando el espacio de su frente desocupada y la limpieza y desinfección de mesas y sillas debe realizarse al momento de salida de cada turno.

5. Procedimiento a partir de un diagnóstico positivo:

CIG desarrolló una clasificación de colores o triaje para clasificar pacientes conforme a las necesidades de atención. En ese sentido se definieron por colores rojo, amarillo y verde, de esta manera se puede monitorear el nivel de riesgo y generar acciones de mitigación o contención que minimicen el impacto.

Es recomendable la integración de un comité de crisis, que deberá llevar la trazabilidad de contactos, mantener la confidencialidad de los casos, acatando las disposiciones de la cartera de salud.

Reuniones

Evitar reuniones presenciales, a menos que sean necesarias. Durante estas no se debe compartir comida, para evitar colocar recipientes en los que varias personas tomen un refrigerio del mismo plato.

Triaje rojo:

  • Personas en contacto con un paciente positivo, asociados con una relación cercana e interacción frecuente, es decir misma mesa de trabajo, misma área cerrada, comparten equipos, que hayan mantenido contacto cara a cara durante 15 minutos con un contagiado a una distancia inferior a 1.5 metros
  • Enviar a cuarentena domiciliar, comunicarse con las autoridades y aplicar la cadena de trazabilidad. Una vez sean dados de alta, para presentarse a laborar deben contar con el aval del MSPAS para salir de su vivienda.

Triaje amarillo:

  • Personas asociadas con interacciones eventuales con el caso positivo, en la misma área de trabajo, con interacción casual durante el día, vecinos del mismo pueblo o barrio, misma área de casilleros y vestuarios, manteniendo distanciamiento social.
  • Se deben evaluar durante 14 días como seguimiento a su salud, y deben ser examinados en una clínica médica.

Triaje verde:

  • Personas que por la dinámica de la empresa no tienen contacto con el caso positivo. Y aun cuando pueden haber estado en las mismas instalaciones, lo han hecho luego de los procesos de limpieza y desinfección aprobados para prevenir el contagio.
  • Se entiende que el riesgo es intrascendente, con diferente turno, áreas de trabajo distintas, horarios de descanso diferentes, sin interacción personal.

El contenido de Industria&Negocios no necesariamente representa la opinión de Cámara de Industria de Guatemala; cada artículo es responsabilidad de sus autores.

Cámara de Industria de Guatemala
Ruta 6, 9-21 Zona 4, Nivel 12
PBX: (502) 2380-9000
Correo electrónico: info@industriaguate.com

facebook linkedin