I&N EspecialesEntrevista – La responsabilidad es de todos

La responsabilidad es de todos

El ingeniero Otto Becker es miembro de la Junta Directiva de Cámara de Industria de Guatemala (CIG) y, entre otras responsabilidades, dirige el Área de Ambiente y Recursos Naturales, la cual proporciona asesoría y acompañamiento a sus asociados en la gestión y cumplimiento ambiental. Promueve esta práctica como una ventaja competitiva en la agenda empresarial y sobre ello responde en la siguiente entrevista.

Este 22 de marzo se celebra el Día Mundial del Agua y en torno a esta conmemoración suelen escucharse en Guatemala expresiones de todo tipo, pero ¿cuál es la mejor manera para que en realidad conservemos el vital líquido?

Comienza por cada persona, evitando el desperdicio y todas las acciones que contaminen las fuentes de agua. Las empresas buscan con tecnología usar menos agua en sus procesos, pero las personas dependemos de la disponibilidad para atender necesidades diarias, y somos muchos. Con un poco que cada persona evite el desperdicio y la contaminación, los efectos se multiplicarán en positivo.

La responsabilidad, entonces, es de todos, ¿Qué pasa, por ejemplo, con la falta de tratamiento de las aguas residuales de las poblaciones?

Sí, la responsabilidad es de todos. Y es fundamental empezar por esa conciencia. La mayor causa de contaminación de las fuentes de agua es derivada del mal manejo de las aguas residuales de los centros urbanos, por volumen, por su nivel de concentración y forma de disposición de las mismas. Es muy importante no quitarnos el nivel de responsabilidad que tenemos cada uno, de hacer nuestra parte y contrarrestar lo que esté a nuestro alcance. No todas las poblaciones tienen la factibilidad de conectarse a un colector municipal, y si cada casa hace una disposición responsable de su sitio de impacto, el resultado cambia radicalmente.

¿Desde la Comisión de Medio Ambiente de Cámara de Industria de Guatemala (COMACIG) se han realizado esfuerzos para que las industrias mejoren sus procesos industriales?

Nuestra responsabilidad con los socios de CIG, es ayudarlos a ser cada vez más competitivos. La filosofía está basada en el uso responsable y sostenido de los recursos naturales, aplicando principios de Producción Más Limpia. Ha sido fundamental ayudar a que los empresarios y colaboradores conozcan las mejores prácticas de su industria, para medir y optimizar el uso de sus recursos. En principio, evitar desperdicios ya refleja una reducción de costos y de impactos negativos en las actividades empresariales y humanas.

¿Cómo las empresas en general pueden mejorar sus procesos de producción y que estos sean amigables con el ambiente?

Empieza por medir sus procesos. Saber cuánta materia prima e insumos, en calidad y cantidad, ingresa y de qué forma sale, traducido a productos, servicios y desperdicios. Eso será siempre un buen comienzo y marcará la ruta de mejora continua.

¿Qué rol deben desempeñar las autoridades para velar por el ambiente, pero sin afectar el desarrollo social y el crecimiento económico de los países?

Soy fiel creyente del dicho que “más moscas se atrapan con una gota de miel, que con un barril de vinagre”. Las autoridades juegan un papel importantísimo haciendo que las normativas sean accesibles y simples de comprender. En un país con niveles muy altos de actividad económica informal, empezar por incentivar buenas prácticas y acercar la gestión ambiental a las personas se lograrán resultados positivos y de muy alto valor. No es la drasticidad de la norma la que dará el resultado, sino la seguridad de que se logra implementar.

¿Y qué tipo de legislación es la que utilizan los Estados modernos para incentivar el desarrollo y el ambiente, sin que estos objetivos riñan entre sí?

En esto puede haber muchos criterios, pero considero que cada país le toca iniciar de un “puerto distinto”, en cuanto a todos los factores relacionados con el logro de buenos resultados. No existe una receta que cubra a varios países, cuando se viven realidades muy distintas. Cada país debe diseñar su propia receta, según su cultura, crecimiento poblacional, niveles de pobreza, disponibilidad de recursos naturales, capacidades de recuperación por ser tropical o no, etcétera.

Lo peligroso de querer copiar algo que funciona (muchas veces parcialmente) en otras latitudes, es que las decisiones pasan por presiones más políticas que equilibradas, y se traducen en formulas difíciles de entender y de implementar, y no logran contrarrestar la pobreza que nos agobia y que provoca malas prácticas de la población que quiere solucionar su necesidad inmediata.

Cámara de Industria de Guatemala siempre se ha pronunciado a favor del ambiente. ¿Cuáles son los principales retos que tenemos los guatemaltecos para que, efectivamente, cuidemos el agua?

Que cada uno asumamos nuestra responsabilidad de hacer un buen uso del agua, sin buscar echarle la culpa a alguien más. Que trabajemos por desarrollar un marco normativo que dé reglas claras para la inversión, que sean estables y de largo plazo.

¿Quiere agregar algún tema que considere relevante?

Es fundamental hacer uso de los servicios de capacitación sobre las normativas, así como asistira desayunos o eventos pensados para interactuar con las autoridades ambientales. Con los directores y ejecutivos de CIG se hacen grandes esfuerzos por buscar comunicación y espacios de intercambio con las autoridades, para buscar los métodos más amigables, en beneficio del país y en su entorno de inversión.

El contenido de Industria&Negocios no necesariamente representa la opinión de Cámara de Industria de Guatemala; cada artículo es responsabilidad de sus autores.

Cámara de Industria de Guatemala
Ruta 6, 9-21 Zona 4, Nivel 12
PBX: (502) 2380-9000
Correo electrónico: info@industriaguate.com

facebook linkedin